Enigmas y misterios

Logo Tarot Gratis

 

Enigmas de la humanidad

 

LEYENDA DE LOS INDIOS HOPI

MISTERIOS ENIGMAS

Los indios hopi son parte del antiguo grupo de personas que habitaban la meseta central de E.E.U.U.

Sus costumbres tradicionales, vienen de lo mas profundo de la prehistoria.

No en el presente emplazamiento de ellos, sino en un lugar que los indios Hopi, denominaban: KASSKARA.

Este remoto sitio, fue azotado por guerras y desastres que casi llegn a exterminar toda la raza Hopi.

La Tierra viaja por el espacio a veintinueve kilometros por segundo,sin

contar la velocidad orbital en torno al Sol y la que alcanza ni llevar consigo a toda su familia planetaria en su viaje en torno a la Galaxia. ¡Y bajarse del tren en marcha puede ser peligroso!

Los hopi dicen que ya en el primer mundo, los hombres los relacionaban con unos seres «altos, respetados sabios» a los. que llamaban katchinas.

 




Segun la creencia de los indios Hopi, la Historia de la Humanidad, se divide en MUNDOS. Son periodos, que estan distanciados uno de otro, por tremendas catastrofes de la naturaleza.

Según ellos, el primer mundo se destruyo debido al fuego.
El segundo Mundo, lo fue a causa del hielo, y el tercer mundo, desaparecio debido al agua.
Según su tradicion, el Mundo de Hoy, es el cuarto Mundo, que, de acuerdo a las Profecias ya llega a su final.
Y no faltaria mucho para ello.
Entonces, faltarian 3 mundos mas, ya que segun las creencias de los indios Hopi, la cantidad de periodos de la Humanidad es 7.


Dado que se trataba de seres corporeos, para los viajes precisaban de artefactos voladores. Y estos "escudos voladores" tenian diversos nombres.»

Por lo que pueda suceder, creemos que lo mejor es llamarlos «vimanas». ¡Hay que respetar el derecho a la propiedad intelectual o la prioridad del que llega primero a la meta!

La tradición hopi sigue diciendo que al ser atacada Kasskara por el «país del Este», la tierra temblo bajo el impacto de las apocalipticas explosiones, aunque los katchinas colocaron un «escudo» para proteger a unos cuantos «elegidos» que seleccionaron para sobrevivir en el siguiente mundo.

Los katchinas trasladaron a los elegidos a nuevas tierras y asi termino el tercer mundo y dio comienzo el cuarto.

Claro que, aparte de los elegidos, no todos los habitantes de Kasskara y del «pais del Este» perecieron. Muchos se salvaron a bordo de embarcaciones que, segun la tradicion, hubieron de recorrer un gran número de islas.

 

Los elegidos por los katchinas fueron conducidos a una nueva tierra que recibió el nombre de Tautoma, o sea «La tocada por el brazo del Sol», y su simbolismo se relaciona con el «brazo del Sol» o rayos solares que tocaban la tierra recién emergida de América del Sur.

Oigamos ahora directamente a Joseph F. Blumrich, para que sea él y no nosotros quien se responsabilice de las fechas. }A cada cual lo suyo!

«Los primeros emigrantes que los katchinas llevaron a Tautoma llegaron allí hace unos 80.000 años. Y los últimos navegantes llegaron a este país cuatro mil años más tarde.

Los primeros en llegar investigaron el país y eligieron una ciudad (suponemos que querrá decir erigieron, puesto que allí no podía haber nada construido) a orillas de un enorme lago, denominado hoy Titicaca.

Esta ciudad fue creciendo cada vez más, y era llamada Tautoma, hoy conocida por Tiahuanaco.»

Véase cómo, barajando hilos sueltos de la «historia» in completa de los pueblos, se puede urdir una nueva historia, haciendo coincidir el conocimiento arqueológico actual con la leyenda de Mu, la Atlántida y el origen misterioso de Tiahuanaco.

Pero la cosa no termina aquí, ni mucho menos, puesto que, con pasos sigilosos, vamos llevando al lector hacia nuestro huerto, situado en la llamada «Ciudad Roja», o sea Palenque, y entonces quedará justificado todo el rodeo que estamos dando, a fin de asestar la puñalada trapera a los que han afirmado que ese lugar de la provincia mexicana de Chiapas cuenta sólo con mil años de antigüedad, cuando la realidad es que allí vivían gentes y se construían pirámides antes de que en Europa hubiese terminado la glaciación llamada de Wurm III.

Podríamos aportar aquí las teorías del doctor Javier Cabrera Darquea, sobre el que se volcaron famélicamente infinidad de arqueólogos sudamericanos, calificándole de impostor inmerecidamente.

Y hasta podríamos recurrir a las invibraciones submarinas que el comandante Jacques Yves

Cousteau en las cenagosas aguas del lago Titicaca, todo eso va hemos hablado en obras anteriores

Y como a pesar del tufo que desprenden esas tradiciones nosotros seguimos empeñados en continuar narrándolas, porque sabemos muy bien que una bella flor puede crecer en un estercolero.

Como es público y notorio, aunque la idea no sea nuestra, permítasenos decir que de lo vivo a lo pintado media un abismo.

Lo que ocurrió después a nadie debe sorprender. Los hombres» mueren, nacen, se vuelven a morir sean otros o los mismos , porque nadie posee conciencia de su existencia anterior y con el tiempo nadie se acuerda de los pactos.

Parece ser que el Creador hubo de intervenir y castigar. Tautoma se vio alzada y luego sumergida bajo tierra, lo que no nos extraña en la región andina tan propensa a fenómenos sísmicos.

Después del desastre se produjo la diáspora. Parece ser (que el continente sudamericano ya había adquirido su actual configuración. Y los fraccionados grupos, ayudados por los katchinas, se fueron instalando en diversos lugares.

Unos se fueron hacia el sur, otros al este y muchos hacia el norte. Los hopi descienden de estos últimos y entre sus recuerdos más antiguos está el obstáculo insalvable de una inmensa pared de hielo que les obligó a retroceder.

Y parece ser -añade Joseph F. Blumrich-, que diversos clanes de la desarraigada civilización de Tiahuanaco se reunieron para construir una gran ciudad, a la cual dieron el nombre de «La ciudad roja» y que los indios hopi identifican como la actual Palenque.

 

¿Es verdad todo esto? ¿Qué sabemos, en realidad, de Palenque?


(¿Tendran alguna relación con los Huacales de los que nos hablo James Churchward? En Caso contrario, ahi queda la pregunta, sin ninguna intencion preconcebida.)

Textualmente, Joseph F. Blumrich nos cuenta: «Se trataba de seres visibles, de figura humana, procedentes de un sistema de doce planetas tan alejado de la Tierra, que nadie sabe donde se encuentra.

Los katchinas eran capaces de trasladarse a velocidades gigantescas entre su planeta de origen y la Tierra, de circunvolar nuestro planeta y de aterrizar en cualquier lugar.

El «pais del Este» y Kasskara se hundieron bajo las aguas.



 

SUSCRÍBETE!

 

TWITTER
FACEBOOK TAROT JOSNELL


 

 

 

registro: 1812159344695© 2018 Copyright by https://www.tarot-josnell.com/